Entrevista_espanol

Entrevista a Vladimir Tkach sobre Detectores de Artefactos Explosivos Improvisados (IEDD), Detectores de Unión No-Lineal (NLJD) y otro equipo anti-terrorismo.

Viktor Murakhovskiy: ¿Cómo se han comportado sus detectores de artefactos improvisados en la práctica, incluyendo misiones de combate?

Vladimir Tkach: Nuestros detectores han sido usados en misiones, incluidas las de combate, desde 2001 y hemos recibido un reconocimiento del Mando de las tropas del Ministerio del Interior, lo que prueba la efectividad de nuestros detectores. Este documento oficial muestra una vasta aplicación práctica de nuestros dispositivos, asimismo hemos recibido partes de reportes de operación de lugares donde los dispositivos han sido usados en operativos anti-terroristas. Personal militar nos remite informes cuando se encuentran éste tipo de artefactos con nuestros dispositivos, y hemos recibido muchos.

El primero que me viene a la mente es uno en el que mientras se revisaba el camino para un convoy, un soldado equipado con nuestros detectores de unión no lineal (NLJD) encontró un Artefacto explosivo improvisado compuesto por dos proyectiles de 152mm que estaban ocultos detrás de un muro de concreto a una distancia de 5 metros, más tarde detectó también un detonador en una pared de ladrillo a 8 metros de distancia.

Hemos participado en memoriales a ingenieros militares caídos debido a ataques terroristas, el número de decesos ha bajado drásticamente desde 2001 y aunque estoy lejos de aseverar que es gracias a nuestros dispositivos, quiero pensar que nuestros equipos, entre otros, han ayudado a salvar vidas de militares.

VM: Como mencionó sobre los detectores de unión no-lineal en operaciones de combate, hay una pregunta razonable, ¿cómo combatir artefactos explosivos improvisados más sofisticados? El enemigo, quiero decir, terroristas y rebeldes mejoran sus tácticas y diseño de AEI continuamente, en particular aquellos formados por explosivos penetradores que permiten dañar equipos militares a grandes distancias, ¿Hasta dónde pueden los dispositivos fabricados por su compañía ayudar a combatir éste nuevo tipo de AEI?

VT: Los primeros reportes sobre la utilización de “explosively formed penetrator based IED’s” como los llaman los americanos, fueron enviados por colegas de esa nacionalidad. Nos preguntaban por la posibilidad de detectar ese tipo de AEI, lo analizamos junto con especialistas y llegamos a la conclusión de que la colocación de dichos AEIs es posible a distancias de entre 4 y 15 metros, más allá de este rango, su utilización no es efectiva, por lo tanto, la tarea era incrementar la distancia de detección de los 9 a los 15 metros. Para resolver rápidamente el problema utilizamos la “fuerza bruta”, es decir, aumentamos la potencia de la antena, haciéndola más grande. Ahora hemos lo hemos resuelto con métodos más inteligentes. Una nueva versión de Korshun detecta AEIs incluyendo los formados por explosivos penetradores a una distancia de entre 25 y 30 metros, así que hemos alcanzado el cometido por mucho.

VM: ¿Es posible montar sus detectores de unión no-lineal en vehículos?, ¿ve alguna mejora en este camino?

VT: Por supuesto, es una tendencia muy prometedora, hace algunos años experimentamos montando un detector de unión no-lineal en un robot con plataforma. Hace dos años emprendimos un proyecto de I+D para el gobierno y creamos un prototipo de un detector en una plataforma, dicho sistema asegura la búsqueda, el reconocimiento y análisis de AEI de distintos tipos en zonas sensibles. También comenzamos a trabajar en el desarrollo de un prototipo montado en un vehículo, principalmente para un transporte blindado de personal para el Ministerio del Interior, se asignó al vehículo “Medved” para su montaje y actualmente se encuentra en pruebas, por lo que esperamos pronto poder tener acceso al vehículo para hacer unos detectores de unión no lineal para una muestra en particular.

VM: ¿Cuáles son las perspectivas de trabajo conjunto con el Ministerio de Defensa, particularmente con el cuerpo de ingenieros? Es sabido que las instalaciones de ingeniería son decadentes o están obsoletas.

VT: Históricamente hemos tenido gran cooperación con las tropas del Ministerio del Interior que son las encargadas de la lucha contra el terrorismo, sin embargo hace no mucho tiempo establecimos vínculos con el Ministerio de Defensa. El año pasado logramos resolver tres problemas para el MD, el primero de ellos, actualizar Korshun de acuerdo con los parámetros técnicos solicitados por el Comandante en Jefe del Cuerpo de Ingenieros. El segundo fue completar un proyecto de I+D bajo los requerimientos del Cuerpo de Ingenieros, realizar un prototipo de un detector de minas inductivo portátil. La tercera tarea de acuerdo con lo acordado fue realizar un detector de cables utilizados para detonadores portátil.

Conseguimos los tres objetivos en un tiempo muy corto y este año se están llevando al campo los primeros dispositivos, en el marco de adquisiciones de Defensa del Estado, tenemos dispositivos para ofrecerle al Ministerio de Defensa por largo tiempo. Nuestro siguiente sueño es una combinación de radar que pueda penetrar el suelo y un detector de minas, un equipo multiusos que incremente significativamente la eficiencia de reconocimiento en combate de los ingenieros. El enfoque ha sido probado experimentalmente y justifica las capacidades esperadas.

VM: Hoy en día las minas y los AEI se han convertido en la principal amenaza, también para las unidades militares. Al no poder combatir a las tropas en un enfrentamiento común, el enemigo está empleando tácticas de guerrilla que frecuentemente toman la forma de ataques terroristas. ¿Qué innovaciones tecnológicas cree que puedan combatir tal amenaza? ¿Hay algo similar en el extranjero?

VT: Desafortunadamente, tomando en cuenta el costo y la efectividad, los terroristas consideran distintos tipos de AEI como el más “apropiado” método de combate, por lo tanto ahora la tarea es dotar a las tropas con medios ingenieriles de reconocimiento en combate. Se tienen que reforzar no sólo los vehículos de ingenieros de combate, sino también los principales carros de combate y vehículos blindados. Sin formaciones claramente observadas del enemigo y en primera línea, no difícil que los vehículos no blindados se convierten en un blanco fácil para los AEIs. En tal situación, lo más conveniente es un paquete de soluciones que permitan contrarrestar múltiples amenazas, por ejemplo, un dispositivo puede integrar un canal para reconocimiento (geolocalización, detector de minas) y otro canal de rechace de dispositivos controlados por radio. Esos dispositivos integrados pueden ser utilizados en vehículos especiales de medidas ingenieriles o montados temporalmente en equipos armados o de transporte.

Las instalaciones extranjeras, en ciertas áreas, están a nuestro nivel en algunas características técnicas, pero en muchas otras estamos por delante de ellos. Considerándolo todo, nuestros dispositivos son muy competitivos en términos de precio, características o soporte técnico. A diferencia de los proveedores extranjeros, estamos dispuestos a proporcionar pleno soporte durante el ciclo de vida de los equipos y también la capacitación del personal. Asimismo contamos con reducciones en los costos del proceso al suministrar unidades de reserva para imprevistos en pedidos grandes, lo que disminuye el precio unitario para el cliente.

VM: Señor Tkach, gracias por la conversación, espero que su enfoque responsable en la manufactura e implementación de innovaciones en sus equipos a favor de la seguridad y defensa de Rusia también aporte logros a su compañía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *